Categorías

  • No hay categorías

Archivos

Calderas y calefacción 2016-11-07T18:09:58+00:00

Calefacción y calderas

Hoy en día los sistemas más instalados son la calefacción por radiadores y suelo radiante

Calefacción y Calderas

En términos generales, la calefacción es un conjunto de dispositivos o sistema que tiene como función calentar el interior de nuestras viviendas o edificios, para alcanzar y mantener el bienestar térmico durante el invierno.

Desde hace 450.000 años, cuando el hombre comenzó a dominar el fuego, han sido muchas las aplicaciones que le hemos dado hasta llegar a nuestros días, pasando por braseros, chimeneas hogar, estufas convencionales,… hasta que a principios del siglo XX aparecen los primeros sistemas de calefacción central.

Hoy en día la “calefacción centralizada” se encuentra en gran parte de nuestras viviendas. Los sistemas más instalados son la calefacción por “radiadores y por suelo radiante”.

Radiadores

Los radiadores de agua o emisores, son los elementos que transmiten el calor a través de una instalación de circuito de agua al ambiente.

Normalmente son de aluminio. Se instalan bajo las ventanas, para compensar pérdidas de calor por los cristales y mejorar la distribución del mismo al ambiente.

Una de sus principales ventajas, es que, además de ser un sistema poco costoso de disfrutar de calefacción en casa, es que se pueden instalar aunque la vivienda ya esté construida, es decir, que se puede realizar la preinstalación de tubería empotrada en obra o, en tal caso, preinstalación vista.

Integrasol Biomasa

estamos contigo

Suelo radiante

El suelo radiante es un sistema de calefacción a baja temperatura (35º a 45º), que consiste en la introducción de calor en el suelo, mediante circuito de agua formado por tuberías de polietileno reticulado. Una instalación de suelo radiante consta de:

  • Elemento calefactor (tubería de polietileno reticulado)

  • Capa de recubrimiento

  • Aislamiento térmico

  • Dispositivos de regulación y control

El grado de confort que se obtiene con este tipo de instalación, es considerado, uno de los mejores, ya que el calor se mantiene en el propio suelo de la estancia en la que nos encontramos, por lo que se aprovecha más el calor y se evita que éste se pierda cada vez que se abren puertas o ventanas. Todo esto, conlleva a un ahorro en el combustible.

Otra de las ventajas de la instalación de calefacción por suelo radiente, es que es invisible y que al instalarse bajo el suelo, deja total libertad para la decoración de interiores.

Caldera

La caldera es el dispositivo de intercambio de calor constituido por un conjunto de intercambiadores y de equipos anexos que permiten la transferencia de la energía térmica proporcionada por la combustión de un combustible a un fluido caloportador. Según el material con el que se fabriquen, su configuración, potencia… etc. tendrá un coste mayor o menor.

La caldera de biomasa genera cenizas a diferencia del gas natural o petróleo. Por ello se requiere de un dispositivo de extracción de las mismas. Para la evacuación o salida de humos es necesaria la instalación de una chimenea, que en el caso de la biomasa es de un diámetro menor.

Existen varios tipos de caldera de biomasa, que se ajustan a la necesidad de cada usuario. Según el tipo de combustible utilizado, las calderas pueden ser de pellets, de biomasa o poli-combustibles.